, 'opacity': false, 'speedIn': , 'speedOut': , 'changeSpeed': , 'overlayShow': false, 'overlayOpacity': "", 'overlayColor': "", 'titleShow': false, 'titlePosition': '', 'enableEscapeButton': false, 'showCloseButton': false, 'showNavArrows': false, 'hideOnOverlayClick': false, 'hideOnContentClick': false, 'width': , 'height': , 'transitionIn': "", 'transitionOut': "", 'centerOnScroll': false }); })

Llámanos al: 03543 402100 / 402200

Dirección: Evangelista Torricelli 5615 esq. Gay Lussac
Buenos Aires 1302 esq. Bolivia | Ver Ubicación

Cirugía de Tiroides

Cirugía de Tiroides

Cirugía Endocrina                   

Información sobre la Cirugía de Tiroides

La tiroides es una glándula pequeña que se localiza en la base del cuello y produce hormonas que regulan el metabolismo del cuerpo. Si bien su función puede estar afectada cuando existe una mayor o menor producción de estas hormonas, la glándula puede estar aumentada de tamaño y formar nódulos.

Los nódulos tiroideos

Los nódulos tiroideos son comunes y están presentes en más del 40% de la población. Si bien la mayoría son tumores benignos, un pequeño porcentaje corresponde a tumores malignos, y la posibilidad de curarlos con un tratamiento adecuado justifica los esfuerzos para realizar un diagnóstico temprano.

Síntomas y Diagnóstico

Habitualmente el paciente percibe una pelotita en el cuello que motiva su consulta al médico clínico. Otras veces, los nódulos aparecen en una ecografía que solicitó el endocrinólogo para evaluar el estado de la glándula.

Los estudios diagnósticos más comunes son la ecografía y la punción aspiración con aguja fina. Cuando existen signos de alarma, se considera al nódulo como “sospechoso” y se aconseja cirugía para su tratamiento. Esto es importante porque aún en el peor de los casos, es decir si se trata de un nódulo cancerígeno, una cirugía adecuada permite curar la enfermedad en más del 95% de los casos.

Artículos Relacionados

Cirugía de Tiroides

Habitualmente el paciente ingresa a la clínica el día de la cirugía. Completada la misma, el paciente queda en el cuarto de la recuperación en observación hasta que esté completamente despierto y pueda desenvolverse normalmente. Luego de un día de observación, el paciente es dado de alta al otro día de la cirugía.

Después de la cirugía

Cuidados post cirugía de tiroides

Se puede realizar actividad normal a partir del alta y se recomienda reiniciar la actividad física 15 a 20 días después de la operación. Es necesario concurrir al especialista pasados 7 días para supervisar la evolución hasta obtener el informe patológico definitivo.

Existen dos técnicas para realizar la cirugía de tiroides:

  • Cirugía tradicional: para realizar esta cirugía es necesario realizar una incisión de cinco a seis centímetros en la base del cuello hasta alcanzar la glándula. Esto implica un proceso de recuperación más lento hasta que cede la inflamación que la cirugía produce. Es un procedimiento bien tolerado que requiere generalmente un día de internación.
  • Cirugía Mini Invasiva: esta alternativa encontró su desarrollo en los últimos años, y consiste en realizar una incisión de apenas un centímetro en la base del cuello, a través de la cual se genera un espacio de trabajo sobre la tiroides. Luego se coloca una cámara de alta resolución que permite visualizar el área de trabajo con gran detalle en un monitor, y a través de instrumental muy delicado se completa la operación con mínimo daño tisular.

Si bien ambas técnicas son válidas para resolver el problema, la técnica mini invasiva aporta enormes ventajas cuando está indicada.

 

 

Otras cirugías disponibles dentro de la especialidad Cirugía Endocrina

Páncreas Endocrino

Cirugia de Paratiroides

Cirugía de Suprarrenales

Cirugía de Tiroides

Cirugía de Tiroides